lunes, 6 de junio de 2016

En cotidiano







Un libro que invita al no.
 Un jarrón de Verónica Moar que he esperado pacientemente.
Una camiseta que dice "Las únicas lágrimas que corren mi rímel son de alegría". 
Los deditos al aire . Una flor recibida sin un porqué
Las mantas ya están guardadas y he hecho el cambio de armario. 
Escenas de primavera con olor a verano
y un artículo que merece la pena leer. 

1 comentario:

  1. Guapa! Muchísimas gracias! la foto me encanta y me alegra que la espera haya merecido la pena ;)

    Un abrazo,

    Vero

    ResponderEliminar