domingo, 8 de mayo de 2016

Acerca de Nada









Después del estreno me preguntaron porqué había decidido dirigir una pieza sobre el Ángel Exterminador. Me cuesta poner en escena una pieza que no me mueva las tripas. Por eso quizá, tardo en comprometerme, porque en escena tengo que presentar temas que me motiven, me emocionen, me conmuevan ... llevarlos a mi terreno y a partir de ahí, explorar. 

Al Ángel Exterminador me guió Andreu, el me pasó el guión y yo ... que he sufrido  claustrofobia, lo vi claro. Tenía un buen punto de partida: el pánico a estar encerrada. 
A partir de ahí, la hipocresía, la envidia, los celos , la maldad y la desesperación brotaron. Cada personaje con un secreto y con un único objetivo: abandonar la casa en la que, sin motivo aparente , se había quedado encerrado. 

En un proceso de creación siempre se pasa por diferentes fases ... uno se imagina una cosa, y después, surge algo totalmente diferente a lo que te habías imaginado. Hay ensayos para olvidar y otros para recordar siempre ... Nada explica nada, nos ha costado sudor y lágrimas ... y a última hora, hasta un buen susto. Pero a veces, las cosas que parece que van a la contra, unen más y dejan que aflore lo que verdaderamente existe. 

Hoy he acabado de editar todas las fotos que realicé durante un ensayo. Mientras que ellos hacían , yo paseaba por el escenario fotografiando sus personajes. Era bonito sentir que, en ese momento,  éramos una banda. Todos íbamos a una con un único objetivo : estar. Y sabes algo ... ? Estuvimos. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario