viernes, 6 de septiembre de 2013

Había una vez ...


un bosque ...


...una casita ...


...un lobo ...


...y una Caperucita.
La  Caperucita era muy amiga del lobo
 y solía salir con él a pasear por el bosque.
La abuelita se aburrió de esperar a Caperucita
y acabó saliendo con el leñador para echar unas risas. 
Y colorín colorado este cuento se ha acabado. 

Me enamoré de la Caperucita y su banda en esta exposición. Ya os he hablado anteriormente de Dolores. El último día de clase se presentó tarde, como la mayoría de los días, le era imposible llegar puntual, sus alumnos la exprimen como a los limones y ella se deja exprimir. Llegó tarde y se sentó al final de la sala ... yo no me di cuenta de que había entrado en el cuartito. Al acabar la clase, un abrazo y un "hasta otra". Apenas ella salía por la puerta, vi un paquete grande con los cuadros que había pintado. 
Ha pasado mucho tiempo desde entonces pero por fin ya están en su pared. Dolores, te echaré de menos ... quien sabe si en la próxima parada tú me enseñarás a colorear. 









1 comentario:

  1. Una serie preciosa, Ana, y los cuadros también me encanta! Gracias!

    ResponderEliminar