jueves, 23 de febrero de 2012

Rodaclown. Cuando una utopía se convierte en realidad.



Hace tiempo leí un libro de Albert Espinosa"Si tu me dices ven lo dejo todo... pero dime ven". Venía a decir que a lo largo de la vida te encuentras con personas que hacen que cambie el rumbo de la misma. Hablaba de estas personas como si fueran piedras preciosas. Personas que son un punto de inflexión, que de primeras parece que no lo serán, pero que a lo largo de los años, te das cuenta que por ellas, tu vida ha acabado siendo lo que es. Personas que a lo largo de los años, siguen ahí y con las que creas una relación madura. Personas con las que, aún en la distancia, mantienes el contacto y forman parte de tu día a día. Perlas que hay que conservar.
Este es el caso de Angel Amieva, Angelito, como me gusta llamarle. Cuando ni siquiera se me pasaba por la cabeza dedicarme a este mundo del teatro, él fue el que confió en mi. Y lo pasé mal, porque tuve que trabajar mucho ... pero a partir de ahí y el primer contacto que tuve con este mundillo loco, decidí estudiar teatro. Debido a su decisión de contar conmigo, llegué a Port Aventura, donde encontré a Andreu, compañero de vida. Y a partir de ahí, todo fue un cambio constante hasta llegar a vivir en Barcelona y dejar atrás mi vida de Madrid.
Todo esto para contaros que hoy he pasado un día estupendo de despedida. Angelito tiene un proyecto que le hará crecer. Un proyecto valiente ... un proyecto de iniciativa, de ilusión, de utopía, de sueño ... de sueño que en breve se hará realidad. El proyecto se llama Rodaclown. Angel Amieva, saldrá el próximo 4 de marzo desde Figueras, en solitario, encima de su bici camino a Pekín. Hará la ruta de la seda en bici ... buscando la sonrisa de las personas que hace tiempo la perdieron. 
Hoy le he acompañado a acabar sus últimas compras. Ya lo tiene casi todo preparado. Le veo contento, emocionado y sobre todo sereno. Es valiente ... tendrá mucho tiempo para pensar. En este mundo en el que todo va tan rápido, tener tiempo para pensar es de valientes. Él ha decidido dejar de esperar, ha decidido salir, ha decidido no quedarse parado ... No se queja. No se preocupa. Se ocupa. 
Será duro ... y lo sabe. Yo estoy orgullosa de mi amigo. Y le estaré esperando para que me cuente sus aventuras. Desde l o q u e p a r e c e q u e e s ... os iré informando. Me ha dicho que me irá mandando postales desde parajes remotos. Y yo las compartiré con vosotros. También os invito a entrar en su blog, cuando empiece el viaje irá escribiendo contando sus impresiones. 
Angelito, sabes que te quiero un montón y que eres una perla. Disfruta de tu viaje y no tengas prisa ... 


2 comentarios:

  1. precioso...me recuerda a mi angelito (que también es una perla y también se llama Angel) que anda rodando por Australia. Preciosa entrada de blog, que me he leído entera! :) beso Ana! y suerte a Angelito, su bicicleta y sus ganas de hacer reír mientras vive!

    ResponderEliminar
  2. me encanta cómo la gente que nos presentas es super interesante, creativa, humana... supongo que cada uno tiene los amigos que se merece;)

    seguiré con mucha ilusión a tu Angelito en su aventura en busca de sonrisas!!

    un beso de quien te lee,
    S.

    ResponderEliminar